2019: Nueva clínica y equipamiento médico

new spaces for dogs to recover from surgery

En 2019, nuestra donación de 64.238 euros facilitó la construcción y equipación de un nuevo quirófano. Esto ha proporcionado un ambiente más higiénico para realizar cirugías y para que los perros se recuperen con una mayor seguridad.
 
El acondicionamiento de este nuevo quirófano, junto con el equipo médico necesario, significa que el personal de la clínica puede realizar unas 2.000 operaciones de importancia cada año, lo que salvará y mejorará la vida de muchos perros a corto plazo, y también ayudará a abordar el problema de la sobrepoblación a largo plazo. Esto se debe a que, ahora, la Clínica puede esterilizar hasta 9.000 perros al año. Increíble, ¿verdad?

2018: Nueva cocina

DCC worker scoops out food for stray dogs

Cada día, tres equipos de la Clínica llenan un tuk-tuk con 70 kg de comida recién hecha y realizan un recorrido de 30 kilómetros por toda la ciudad, dando comida a los hambrientos perros callejeros. Antes de 2018, estos equipos tenían que preparar toda la comida en un cobertizo mal iluminado...
 
En 2018, nuestra donación de 21.210€ financió la construcción de una cocina totalmente equipada, proporcionando un entorno mucho más seguro e higiénico para preparar hasta 1.500 comidas frescas todos los días. 
El fondo restante de 8.000€ se utilizó para construir una nueva lavandería y un almacén para suministros médicos.

2017: Unidad de Cuidados Intensivos

En 2017, nuestra donación de 6.000 euros se invirtió en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) de la clínica, un lugar para que los perros se recuperen después de las cirugías y para la lactancia de los cachorros enfermos. Gracias a esta unidad, son más de 450 los perros que reciben cada año el tratamiento necesario para sobrevivir.

Louis, Koen and Jurgen visiting the Intensive Care Unit in the Dog Care Clinic

Gracias al apoyo continuado que brindas a Edgard & Cooper, hemos podido ayudar a la Dog Care Clinic a realizar su tan necesario trabajo durante los últimos tres años. Esto significa que ya estamos un poco más cerca de hacer nuestro sueño realidad: construir un mundo donde todos los perros y gatos vivan sanos y felices.

Lee también: Alimentar y curar a 1.000 perros callejeros cada semana: la historia de Marina Möbius
Haz clic aquí →